Trabajo con padres y madres

¿Qué relación tiene lo que le pasa a mi hijo conmigo?

«El termino parentalidad nos remite a un proceso propio del estado de ser madre y padre,… implica un profundo compromiso afectivo con el hijo, específico y diferente a todos los otros compromisos asumidos a lo largo de la vida» A. Mª. Caellas, S. Kahane e I. Sánchez.

Es común que detrás de una llamada telefónica de un padre o de una madre que pide ayuda para un hijo, haya habido muchas dudas y se haya pensado mucho sobre esa decisión. ¿Por qué no pueden ellos solucionar el problema de su hijo/ hija? Llamar a la psicóloga es un paso difícil de dar. Seguramente los padres tienen grandes deseos e ilusiones puestas en ese hijo. Ilusiones que se están viendo rotas y les hacen sufrir.

Al hablar de su hijo, de los problemas o motivos por los que piden ayuda, los padres también hablan de su propio sufrimiento. Son muchas las emociones con las que acuden a la consulta: tristeza, vergüenza, dolor, culpa, enfado… Es importante poder escuchar el sufrimiento que el malestar del hijo está causando a los padres. Al hablar de su hijo los padres también hablan de ellos, de cómo son, de cómo eran, de qué es para ellos la maternidad, la paternidad… pero… ¿es esto importante para ayudar al hijo? Sí. Para poder ayudar al niño o al adolescente hay que conocer y trabajar con los padres. Ellos están presentes en el día a día de sus hijos, son referentes para ellos y de una u otra manera están incluidos en lo que les trae a consulta. A través de los padres los hijos van conociendo cómo es el mundo, las relaciones, cómo se tienen que comportar… Por todo esto los padres son tan importantes en el trabajo con el hijo. Trabajar con los padres ayuda en la intervención con el hijo.



En un primer momento, las entrevistas con los padres permiten conocer la historia del hijo y el entorno de vínculos y afectos en el que está creciendo. A través de los recuerdos que los adultos tienen del desarrollo de su hijo y de lo que cada etapa suponía para ellos se conoce al hijo y el vínculo que cada uno tiene con él. La historia de su hijo también está encadenada a la suya propia, a la de cada uno, y a las relaciones que ellos tenían con sus propios padres, hermanos… Repasar estas historias de la mano de la terapeuta permitirá hacer conexiones, descubrir relaciones y repeticiones entre ellas. Ayudará a pensar sobre las repercusiones que determinadas vivencias tienen en su situación actual de bloqueo. Ayudará a ir abriendo nuevas formas de relacionarse con su hijo.

A lo largo del tratamiento del hijo les propongo a los padres un espacio en el que poder pensar, hablar, recordar, aclararse, comprender su implicación en lo que le pasa a su hijo. El objetivo de la terapia para padres es escuchar lo que ellos tienen que decir sobre su hijo y sobre las dudas que tiene sobre sus funciones como madre y padre de ese hijo. Es fundamental que los padres entiendan que son indispensables para el buen funcionamiento del tratamiento y la mejoría de su hijo. Sin ellos no sería posible.

La tarea de la terapeuta en estas sesiones es crear un clima de confianza y comprensión ante las dificultades con las que se encuentran como padre y madre. Su interés nunca será juzgar lo que los padres hacen o han hecho. Parto de la idea de que han intentado criar a su hijo de la mejor manera posible y de que educar a un hijo nunca es fácil. Cuando un padre o una madre no puede hacer algo o hace algo de una manera determinada es por un motivo que remite a modelos antiguos de relaciones personales.

Los hijos van creciendo a partir de la imagen que sus padres le dan de él mismo. A veces esa imagen del hijo está marcada por como ellos fueron mirados por su padres, hermanos, abuelos… Y no tanto por cómo es el hijo. El trabajo con los padres ayuda a poder separar y diferenciar su historia de la de su hijo. Ayudarles a poder mirar de otra manera a su hijo, aceptarle en sus semejanzas y en su diferencias lo que le dará libertad al hijo para ser quien es.

Este trabajo aportará la satisfacción de poder conocerse como padres en los hijos que fueron y conocer cómo es su hijo más allá de los proyectos que tenían para él. Esto, unido al trabajo en paralelo con el hijo, ayudará a disminuir el sufriendo de todos y a que el hijo pueda seguir creciendo.

Recuerda, educar y criar a un hijo es una de las tareas más complicadas de la vida. Consultar a un profesional os puede ayudar a mejorar el clima familiar y las relaciones con vuestros hijos. Contactar conmigo y podremos hablar con calma sobre lo que os preocupa como padre y madre de vuestro hijo.

Contacta conmigo

Si quieres más información o pedir cita puedes llamar al 679 43 61 82. Si lo prefieres puedes dejar aquí tus datos y te responderé en la mayor brevedad posible. Ten la tranquilidad de que tu solicitud será tratada con total seriedad y discreción.

Nombre *

Teléfono *

Email *

Psicología en Madrid

Psicóloga SGS

679 43 61 82 - www.PsicologaSGS.com

Psicóloga habilitada para el ejercicio de actividades sanitarias según la Ley 5/ 2011 y Especialista en Psicoterapia por la European Federation of Psychologists Association (EFPA) y por la Federación Española de Asociaciones de Psicoterapéutas (FEAP)

Atención presencial

Barrio de Tetuán
Metro: Tetuán (Línea 1)
Francos Rodríguez (Línea 7)
Barrio de Chamartín
Metro: Costa Rica (Línea 8)
Barrio de Salamanca
Metro: Diego de León (Línea 6)
Núñez de Balboa (Línea 4)
Avenida de América (Líneas 4, 6 y 9)